Boletín de Noticias

 

 

VER MÁS TITULARES

Granada conmemora la Toma de la ciudad en medio de la polémica

- Cientos de granadinos han celebrado, bajo la lluvia, el 517 aniversario del hecho histórico que rememora la conquista de la capital andalusí por los Reyes Católicos

 

 [2 de enero de 2009]

 

Cientos de granadinos han celebrado hoy bajo la lluvia el 517 aniversario de la Toma de Granada, que rememora la conquista de la ciudad por los Reyes Católicos, con el tradicional ceremonial cívico-religioso, que este año ha vuelto a tener el rechazo de quienes creen la fiesta excluyente y anacrónica.

En un día desapacible marcado por una lluvia intermitente que ha deslucido y acelerado los actos, numerosos granadinos y turistas han salido no obstante a la calle para presenciar la tradicional festividad, en la que el Ayuntamiento, del PP, ha introducido este año como novedad a un figurante musulmán entre la comitiva en representación de esta comunidad, que lo ha considerado una "burla". El acto central ha tenido lugar en la plaza del Carmen, frente al Ayuntamiento, desde cuyo balcón se ha procedido a la tradicional tremolación del pendón de Castilla al grito de "Granada", a cargo este año del concejal de Cultura, Juan García Montero (PP).

Los actos se han iniciado con la salida del Ayuntamiento de la procesión con el pendón de Castilla, réplica del confeccionado por Felipe II en 1619 sobre el modelo original de los Reyes Católicos, quienes entraron con él en Granada el 2 de enero de 1492. La vistosa comitiva, que recrea con figurines ataviados con trajes de época la ciudad de los últimos seis siglos, se trasladó hasta la Catedral, donde el arzobispo, Javier Martínez, ofició una misa en la que dio las gracias por una "victoria que terminó con ocho siglos de devastaciones, sufrimientos e intolerancias", y pidió por que Granada sea "un lugar de convivencia y confraternidad".

Con sus "grandezas y miserias", la historia "nos pertenece porque nos hace", dijo el arzobispo durante el oficio religioso, al que siguió la tremolación del estandarte real en la Capilla Real, a cargo, esta vez, del concejal socialista Isidro Olgoso, y el posterior regreso de la comitiva a la plaza del Carmen. Entre las cientos de personas que se han congregado en la plaza bajo la lluvia, que ha restado algo de afluencia al acto, han vuelto este año a hacerse notar con gritos un grupo de ultras de derecha que han enarbolado banderas preconstitucionales y de la Falange y han lanzado consignas como "España unida jamás será vencida".

Desde el balcón consistorial, el concejal del PP Juan García Montero, al que correspondía por el turno de edad establecido, tremoló el pendón por tres veces como manda la tradición, después de repetir la leyenda: "Granada, Granada, Granada, por los ínclitos Reyes de España don Fernando V de Aragón y doña Isabel I de Castilla. Viva España. Viva el Rey. Viva Andalucía. Viva Granada", a los sones del himno nacional.

Por otra parte, como ocurre desde hace años, los colectivos contrarios a esta celebración, agrupados en la Plataforma Granada por la Tolerancia, han mostrado su rechazo a lo que consideran una conmemoración "reaccionaria e intolerante" con un acto en el que han homenajeado a los ayuntamientos de Sedella y Canillas, en la Axarquía malagueña, por haber aprobado la "liberación" de Boabdil, que ha dejado de estar encadenado en sus escudos heráldicos.

La plataforma es partidaria de trasladar al 26 de mayo, día de Mariana Pineda, la festividad de la Toma, que a su juicio "hiere muchas sensibilidades y divide a la ciudad", ha manifestado a los periodistas el portavoz de este colectivo, Javier López Gijón. La plataforma, de la que forma parte IU, cuyos concejales no han asistido al acto central como es habitual, se ha sumado a las críticas por la inclusión de un figurante musulmán en la comitiva.
(EFE)

 

 

VER MÁS TITULARES

   
   
EIP. escuela@protocolo.com · Calle Duque de Alba 15- 1º · 28012 Madrid · 91 310 18 03