Boletín de Noticias

 

 

VER MÁS TITULARES

Bolivia y sus dos banderas oficiales

- La BBC publica un artículo en el que realiza un repaso de algunos cambios en el ámbito protocolario que han sido introducidos en el país iberoamericano tras la entrada en vigor de la nueva Constitución nacional, vigente desde el 7 de febrero, entre ellos el hecho de contar con dos símbolos vexilológicos con el mismo valor de oficialidad

 

 [9 de marzo de 2009]

 

A continuación reproducimos un artículo publicado por la BBC en el que se realiza un repaso de algunos cambios en el ámbito protocolario que han sido introducidos en el país iberoamericano tras la entrada en vigor de la nueva Constitución nacional, vigente desde el 7 de febrero (el acceso a la fuente original de la noticia se puede hacer a través de este enlace):

Wiphala (izq.) y tricolor (der.), los dos símbolos patrios de Bolivia (foto de Mery Vaca)

La nueva Constitución Política del Estado, vigente desde el 7 de febrero, reconoce a la wiphala como un símbolo patrio y la ubica en el mismo nivel que la tricolor rojo amarillo y verde.

La wiphala, una multicolor bandera de forma ajedrezada, hasta antes de la promulgación de la nueva Constitución era reconocida por los pueblos indígenas del occidente y por los seguidores del denominado proceso de cambio que encabeza el presidente Evo Morales.

Pero ahora, todos los bolivianos están obligados a reconocerla como su símbolo, aunque la polémica apenas comienza.

El ex presidente e historiador Carlos Mesa le dijo a BBC Mundo que "la wiphala representa una parcialidad del país, al mundo indígena andino, quechua y aymara, pero fundamentalmente aymara, por lo que no es una expresión que identifique al conjunto de la población boliviana".

Además, advierte Mesa, será problemático para Bolivia acreditar dos banderas en foros internacionales como Naciones Unidas, donde tal vez el país no pueda reclamar dos mástiles.

Es previsible, según Carlos Mesa, que la wiphala termine imponiéndose a través de un decreto, pero es también probable que en poblaciones como la de Santa Cruz, donde reside la mayor oposición a Evo Morales, los líderes decidan no izar la wiphala en rechazo al gobierno.

 

¿Bandera indígena o española?

Precisamente, el historiador cruceño, Alcides Parejas, le dijo a BBC Mundo que exigirle al pueblo cruceño izar la wiphala es como pedirle a los aymaras que respeten la bandera de Santa Cruz.

"A mí no me dice nada", señala Alcides Parejas respecto al simbolismo de la wiphala. Y, luego asegura que este símbolo no tiene arraigo indígena y que, por el contrario, era una bandera del ejército español.

Sin embargo, el profesional aymara Fernando Huanacuni le aseguró a BBC Mundo que la wiphala es un símbolo que aparece en los keros (vasijas de cerámica) precolombinas de la cultura tiwanacota.

"La wiphala es un símbolo sagrado para los pueblos indígenas originarios, nos ha acompañado muchos años, como en fiestas, ceremonias, matrimonios, siembra, cosecha, cuando tenemos que marchar hacia las ciudades, es un símbolo que denota nuestros principios y valores", replica el aymara Huanacuni.

Incluso, Huanacuni dice que la wiphala sale de las fronteras bolivianas y que es símbolo de los pueblos originarios de Colombia, Perú, Ecuador, Argentina, Chile y otros.

Según este profesional, los colores de la wiphala representan la diversidad de los pueblos y los cuadrados evocan el equilibrio que debe existir en las sociedades.

 

Adiós a la Biblia

Junto a la nueva bandera, Bolivia se ha ido acostumbrando en los últimos meses a una serie de cambios simbólicos.

Desde la vigencia de la nueva Constitución, la Biblia y la cruz fueron reemplazadas por la constitución. Y, en línea con la declaratoria de Bolivia como estado laico, el presidente Morales ha dejado de asistir a las misas católicas que se celebraban en los aniversarios cívicos de los departamentos.

Esto se debe a que el nuevo estado "garantiza la libertad de religión y de creencias espirituales, de acuerdo a sus cosmovisiones". Hasta el 7 de febrero, la religión católica era la oficial del Estado y por eso la Biblia y la cruz eran el centro de las ceremonias más importantes.

Fernando Huanacuni recuerda que en 1492, los españoles llegaron "con la cruz, la Biblia y la espada. Con la imposición religiosa, bajo el concepto de extirpación de idolatrías, trataron de borrar nuestra espiritualidad, nuestros símbolos, nuestra identidad".

De esa manera justifica el reconocimiento de un estado laico, que respeta todas las religiones y espiritualidades y le quita al catolicismo el privilegio de ser la religión oficial.

La forma de entonar el himno nacional también ha cambiado, al menos en el poder ejecutivo y en el partido de gobierno. El presidente instruyó a sus seguidores entonar el himno nacional con el puño izquierdo en alto y la mano derecha en el pecho.

 

Sin cruz o juramento

El historiador Carlos Mesa considera "inaceptable" que en actos de carácter oficial se entone el himno con un símbolo partidario como es el puño en alto.

Este símbolo también es usado en las ceremonias de posesión de nuevas autoridades. Atrás quedaron los tiempos en que se hacía la señal de la cruz y se juraba ante Dios.

Ahora el compromiso se hace "ante los próceres de la libertad".

Vestimenta informal y, en lo posible con motivos indígenas en las solapas, es la moda oficial de los hombres. Y, si de discursos se trata, el "hermano" y "compañero" reemplaza al "excelencia", "honorable", o al "señor ministro".

Estos cambios vienen acompañados de una nueva constitución que reconoce a Bolivia como "un estado social de derecho plurinacional comunitario".

Y, este estado plurinacional obligará a sus empleados a aprender las lenguas originarias y, poco a poco, la atención en las oficinas públicas tendrá que ser al menos bilingüe.

(BBC NEWS)

 

 

VER MÁS TITULARES

   
   
EIP. escuela@protocolo.com · Calle Duque de Alba 15- 1º · 28012 Madrid · 91 310 18 03